El Imperio de Malí y su historia

Articulos Recientes

Imperio de Malí

 

Imperio de Malí o Imperio de Mali, imperio de África Occidental que dominó la región durante los siglos XIII y XIV. El Imperio de Mali (o Malí) fue el segundo y más extenso de los tres grandes imperios sucesivos, incluidos el de Ghana (c. 700-1240) y el de Songay (siglos XV-XVI). El Imperio de Mali fue un modelo de política para los reinos que existieron mucho después de su decadencia en los siglos XV y XVI.

El Imperio de Mali estaba estratégicamente situado cerca de minas de oro y era rico en agricultura al encontrarse en la llanura sujeta a las inundaciones del río Níger. Hasta mediados del siglo XI esta región estaba dominada por el Imperio de Ghana. Cuando Ghana declinó, distintos reinos se disputaron su influencia en la zona. En 1235 el pequeño estado de Kangaba, regido por Sundiata Keita, derrotó al reino próximo de Sosso en la batalla de Kirina. Sundiata y su sucesor inmediato crearon el Imperio de Mali que se extendía al oeste hasta el Atlántico, al sur hasta las tierras auríferas de Bondu y Bambuk; al este más allá del río Níger, y al norte hasta las minas de sal y cobre del Sahara. La ciudad de Niani pudo haber sido la capital. En su apogeo, Mali era una confederación de 3 estados independientes aliados libremente (Mali, Mema, y Wagadou) y 12 provincias protegidas. El rey se reservó el derecho a dispensar justicia y a monopolizar el comercio, en concreto del oro.

La fama de Mali se extendió a los mundos islámico y europeo cuando su kankan (regente) Mansa Musa, realizó un espectacular peregrinaje a la ciudad santa islámica de La Meca (en lo que es actualmente Arabia Saudí) en 1324 y 1325, cargado de oro y esclavos. Durante su reinado (1312-1337) centros comerciales como Jenne y Tombuctú florecieron bajo la influencia del islam, que se introdujo en la elaborada vida de la corte. Sin embargo, durante los siglos siguientes, las intrigas políticas y las disputas por la sucesión minaron la fuerza del Imperio. Hacia principios del siglo XIV, las ciudades y provincias del norte comenzaron a rebelarse. Los songay fueron uno de los primeros pueblos que obtuvieron la independencia, y durante el siglo XV gran parte de Mali cayó bajo el Imperio de Songay. El legado de Mali se refleja en las persistentes similaridades culturales entre los pueblos mandé, especialmente los que hablan malinké, bambara y soninké y que continuaron ocupando la mayor parte de África Occidental.

Mezquita de Sankore, Tombuctú

Mezquita de Sankore, Tombuctú

La mezquita de Sankoré, situada en Tombuctú (Malí) adquirió renombre como lugar de culto islámico en la época del Imperio de Malí, uno de los grandes reinos del oeste de Sudán (en el norte de África). Este imperio, que se formó en el siglo XI, alcanzó su máximo esplendor en el siglo XIV y declinó posteriormente; no obstante, la mezquita continuó desempeñando un importante papel en la sociedad y la cultura del país.

Betty Press/Woodfin Camp and Associates, Inc.